abril 18, 2024

Los tokens se clasifican principalmente en función de su uso. Las dos categorías principales son tokens de utilidad y tokens de seguridad.

Los tokens también se pueden clasificar según sus características como fungibles o no fungibles.

Los tokens fungibles, son en cuanto a su funcionalidad similares a los billetes físicos, se pueden intercambiar con otros tokens del mismo valor sin distinción alguna. Cada unidad tiene el mismo propósito.

Por otro lado están los tokens no fungibles que generalmente se usan para representar piezas de arte únicas, cada uno tiene propiedades distintas y cada unidad debe tratarse por separado.